jueves, 3 de julio de 2008

(Paréntesis)


En el medio del diluvio, en el auge de la batalla, en medio de la vía, a punto de entrar o salir, ahí, en el medio, ahí..

Un paréntesis.

Un tiempo para mí, dentro de ese desorden, de ese tumulto de sensaciones, de emociones, de necesidades, de ansiedades, de corridas, llantos, desgarros, risas, gritos, carcajadas, ahí, en el medio, ahí...

Un paréntesis.

Ni por qué se dió, ni como fue.. Solo puedo afirmar que algo se borró. El suelo desapareció, no encontré de donde agarrarme, hacia donde mirar, que ejemplo tomar, para que lado correr, no había camino hecho, ni sin hacer...

Abismo. Creo que este paréntesis tiene que ver, entre otras cuestiones, con el miedo. El miedo que suele tomar protagonismo mas veces de las necesarias en nuestras vidas; siempre dando la nota para prevenirnos de, para evitar que hagamos tal cosa, para no dejarnos avanzar, crecer, confiar, creer, poder, poner, poder poner, hacer, decir, querer...

Lo bueno es cuando este miedo empieza a apaciguarse, y nos encontramos, en este paréntesis en la vida, sin ser malo ni bueno, es solo un paréntesis, un momento que sirve para pensar, para parar la moto, para dejar de herirnos sin sentido...


Para poner un poroto al futuro, para confiar en lo que viene, para hacer cosas que nos hagan bien, para creer que nada es eterno, para crecer un año mas, para decir que te quise...


Para querer, nada mas y nada menos...
Yo quiero...

1 comentario:

Pablo dijo...

Bine por el parentesis.
Bien para pensar y volver.
Bien por la palabra. Por escupir los sentimientos y mostrar.

Bien ahi safira...

Ahi vamos.